Ivaginaria / ¡Helicóptero! - 19 de Abril de 2017 - Mural - Puebla - Noticias - VLEX 677508701

Ivaginaria / ¡Helicóptero!

Autor:Elia Martínez-Rodarte
 
EXTRACTO GRATUITO

Una cosa lleva a la otra, eso es verdad: les jurito que yo estaba buscando en internet imágenes de estatuillas de penes etruscos, un pueblo antiguo que rendía culto al falo, cuando me entero por casualidad de que la posición de helicóptero en el fornicio, pose muy selecta por su grado de dificultad, obvio, es la causa número uno de fracturas de penes...

En el mundo de las posiciones difíciles para frotar genitalias o para un coito, la del helicóptero maltrata al pene como un vendaval a una rama. La mujer (o bato) se monta encima del hombre, cara a cara, que está acostado de espaldas y con las piernas extendidas y juntas. Lo conducente es, primero, lubricar bien, con nuestros jugos naturales si son abundosos o con lubricante a base de agua. Luego hay que dar unos cuantos pompeos para que las genitalias se reconozcan y se humedezcan. Cuando ya tengan un cierto ritmo empujen un poco la cadera hacia la del señor del pene y giren una pierna hacia afuera, eleven la cadera y sentón. Leve. Usen las manos para sostenerse y que el tipo las ayude a virar. Entonces así se van: cadera, sentón gira pierna, y como si fueran una araña que está buscando sus zapatos, den la vuelta completa, sin que se salga el pene del culo o de la vagina en donde esté inserto. Esa es la gracia de la posición de helicóptero: mantenerse como cabrito.

Usen las piernas para girar y el peso se lo cargan (leve) al que tienen dentro de ustedes. Los beneficios de hacer el helicóptero son diversos, porque es una posición en la que la vagina, el pene, la vulva y hasta el culo, obtienen sensaciones placenteras.

Además hay que tomar en cuenta que al girar la vagina como un guante puesta en el pene erecto, todo se toca y se acaricia en los dentros, entonces es difícil que al dar la vuelta no se encuentre un punto idóneo para la fricción.

Y lo mejor de la posición del helicóptero, además de que te toca los dentros como si estuviera un gigante metiendo un dedo, es que es muy divertida de intentar. Es una posición, llenadora, o reventadora, asegún.

Antes de meterse al malabarismo recuerden que las posiciones controversiales no se realizan en drogas, ni alcoholizados, ni tampoco si se encuentran bajo tratamiento médico o están...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA